Uno de cada tres cigarrillos que se producen en el mundo se fuman en China.