Existen dos clases de árboles: los que tienen hojas se les llama “frondosos”, y los que poseen agujas son las “coníferas”.